La tecnología es un aliado imprescindible para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Ésta ofrece un gran potencial para acelerar su cumplimiento y reducir el coste de sus procesos de implementación. En concreto, puede contribuir a reducir la pobreza y el hambre o crear nuevos puestos de trabajo, entre otros beneficios, y su impacto ya se puede observar en su apoyo al acceso democratizado y descentralizado a la energía, las finanzas y la educación.

Conscientes de este hecho, la asociación 2030Vision, de la que Global Compact es miembro, publicó un informe sobre las principales oportunidades y desafíos para que la tecnología digital avance en la consecución de los Objetivos Globales. Entre otras cifras, los autores estiman que las soluciones digitales que impactan positivamente en los Objetivos podrían generar unos ingresos anuales de 2,1 billones de euros.

En base a este documento, a continuación se plantean diferentes formas en las que el desarrollo tecnológico puede influir en la Agenda 2030:

  1. Promoviendo el acceso a la información: El acceso a la información de calidad es una de las principales ventajas que ha traído la World Wide Web. Éste se puede promover mediante diferentes vías tecnológicas (internet, plataformas wep, apps, etc) y tiene impacto en todos los ODS. Por ejemplo, la información pertinente sobre empleo, salud, educación y servicios sociales puede tener un impacto significativo en los Objetivos de carácter social como el ODS 1: Fin de la pobreza. Del mismo modo, su impacto se puede ver en otros Objetivos “más verdes”, mediante información de calidad que facilite la toma de decisiones en lo relacionado con el medioambiente o el ODS 16: Paz, justicia e instituciones sólidas mediante la transparencia de datos.

 

  1. Facilitando el análisis y recolección de datos (Big data): Éste es uno de los retos presentes en prácticamente todos los ODS. Y es que, la mayoría de los proyectos que involucran alguno de los 17 Objetivos, exigen un tratamiento avanzado de datos para asegurar su cumplimiento. En este sentido, la tecnología digital permite aplicar métodos innovadores de recolección de datos para medir y monitorear información que facilite la toma de decisiones. Por ejemplo, el big data puede ayudar la toma de decisiones estratégicas en la agricultura y permitir mejoras genéticas o moleculares, hecho que repercute directamente en el ODS 2: Hambre cero.

 

  1. Favoreciendo la aparición de nuevos modelos de negocio: La aparición de internet y el auge de las nuevas tecnologías ha promovido una distribución más equitativa de los recursos, facilitando la aparición de nuevos modelos empresariales. Esta democratización de las herramientas de trabajo tiene un gran impacto tanto en el ODS 1 como en el ODS 8, pero también en los demás mediante la promoción de modelos empresariales sostenibles desarrollados por emprendedores sociales. De hecho, en los últimos años son muchas las organizaciones que han nacido con un objetivo de contribución al desarrollo sostenible gracias a la utilización de tecnologías de última generación. Un ejemplo de ello son las plataformas de uso compartido de coche, que contribuyen directamente en el ODS 11: Ciudades y comunidades sostenibles.

 

  1. Incrementando la financiación mediante plataformas digitales: la financiación es clave para la implementación de la Agenda 2030, necesidad que se estima en un mínimo 2,5 billones de dólares americanos anuales. En este sentido, las plataformas de financiación colectiva o crowdsourcing y las plataformas de inversión socialmente responsable tienen el potencial de proporcionar nuevas fuentes de financiación a modelos de negocio sostenibles, proyectos sociales o iniciativas innovadoras que repercutan en alguno de los ODS. En el caso del ODS 7: Energía asequible y no contaminante o el ODS 9: Industria, innovación y estructura, la financiación es esencial para desarrollar nuevas plataformas energéticas renovables y estructuras sostenibles.

 

  1. Desarrollando nuevos modelos de realidad: tanto la realidad virtual como la aumentada pueden ser herramientas muy útiles para la educación (ODS 4) y la formación de empleados (ODS 8). Por ejemplo, crear experiencias de inmersión laboral para los estudiantes puede ayudar a tender un puente entre la escuela y el lugar de trabajo. Asimismo, esta tecnología puede contribuir a la sensibilización de colectivos sobre situaciones de injusticia o de extrema urgencia como la discriminación por género (ODS 5) o el cambio climático (ODS 13) a través de la simulación de situaciones que ubiquen al sujeto en el papel de otros individuos o en escenarios que supongan un desafío.

 

  1. Ofreciendo productos y servicios adaptados: Las empresas de tecnología pueden adaptar productos y servicios para satisfacer las necesidades de los grupos vulnerables, repercutiendo directamente en el ODS 10: Reducción de las desigualdades. Por ejemplo, mediante el diseño de apps para invidentes que faciliten su movilidad por la ciudad o mediante wearables para las personas con diabetes que midan el nivel de glucosa en sangre.

 

  1. Mediante la robótica, la impresión 3D y la Inteligencia Artificial: la precisión y versatilidad de estas tecnologías permiten desarrollar técnicas de producción avanzadas o construir robots con inteligencia artificial que puedan inspeccionar y llevar a cabo cualquier reparación necesaria en maquinaria compleja, incluyendo turbinas y paneles solares, o incluso operaciones quirúrgicas. Pero esta tecnología no solo tiene impacto en las áreas de salud e industria, sino también en otros Objetivos como el ODS 12: Producción y consumo responsable. Por ejemplo, la impresión 3D repercute en el ahorro en material, evitando el desperdicio y la Inteligencia Artificial automatiza las tareas de reciclaje mediante la clasificación de materiales. Asimismo, la utilización de drones tiene una gran repercusión en el ODS15: Vida y ecosistemas terrestres, al ser utilizados para la replantación de árboles y vegetación, especialmente en las áreas más inaccesibles, así como en la extinción de incendios.