El pasado 16 de julio se celebró en Nueva York, al margen del Foro Político de Alto Nivel, el evento Local Action for Global Commitments en el que se destacaron las contribuciones locales al logro de los ODS, proporcionando una plataforma para que las empresas, las instituciones financieras, el Gobierno, los organismos de las Naciones Unidas y la sociedad civil identifiquen oportunidades de colaboración y aceleren las acciones para el cumplimiento de la Agenda 2030.

El evento, que tuvo una duración de dos días, fue organizado por Local2030, la plataforma de Naciones Unidas que reúne a líderes de gobiernos nacionales, regionales y locales, las Naciones Unidas, el sector privado, la sociedad civil, la filantropía y el mundo académico para desarrollar e implementar soluciones en colaboración que hagan avanzar a los ODS a nivel local.

En la sesión de apertura del mismo, Lise Kingo, CEO y Directora Ejecutiva del Pacto Mundial de las Naciones Unidas, quiso destacar el importante progreso realizado por las Redes Locales del Pacto Mundial para promover la Agenda 2030 a nivel local. En sus palabras:

«Durante los últimos cuatro años, cerca de 70 Redes Locales del Pacto Mundial han estado trabajando para aterrizar los Objetivos de Desarrollo Sostenible en el sector privado y podemos decir orgullosos que hemos visto un interés asombroso entre las empresas de todo el mundo. De hecho, el 81% de nuestras empresas ya están tomando medidas para alcanzar los Objetivos Globales y el 72% de ellas lo están haciendo sobre la base de nuestros Diez Principios.”

Además, durante su intervención, Kingo señaló la financiación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible como el reto más importante en la implementación de la Agenda 2030, haciendo un llamamiento a las empresas para que apliquen una «lente ODS» a la inversión extranjera directa, se aseguren de que sus fondos de pensiones corporativos están alineados con los ODS y adopten instrumentos financieros nuevos e innovadores, como los bonos ODS.

Durante el segundo día del evento se reunió también a representantes de los gobiernos que junto a las redes locales del Pacto Mundial y los representantes Naciones Unidas debatieron sobre la creación de asociaciones transformadoras a nivel nacional en apoyo del Programa de Desarrollo Sostenible para 2030. La sesión fue inaugurada por Ghassan Hasbani, Viceprimer Ministro del Líbano, que recalcó durante su discurso de apertura el papel del sector privado en alianza con la sociedad civil y los gobiernos en el cumplimiento de la Agenda:

«El marco de trabajo de los ODS proporciona una plataforma unificadora en la que todos los agentes se ven implicados. Esta responsabilidad compartida se ha extendido también al sector privado, donde las organizaciones no sólo adoptan la responsabilidad social corporativa como un acto de buena voluntad, sino que integran la sostenibilidad en su actividad principal, y ese es el objetivo que todos debemos perseguir».

En este sentido, durante la sesión las redes de Argentina, Indonesia y Líbano compartieron ejemplos de cómo las redes locales del Pacto Mundial pueden ayudar a facilitar la colaboración entre múltiples partes interesadas, brindando una oportunidad para que los Estados Miembros de la ONU y otros actores implicados exploren el potencial de asociarse con las Redes en sus respectivos países.

El evento fue clausurado por Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe de las Naciones Unidas, que incidió en la importancia de seguir mejorando la conversación entre el sector privado, los gobiernos y la sociedad civil:

El modelo Business as usual ya no funciona. El sector privado, la sociedad civil y los gobiernos nacionales deben hablar de cuáles son los sectores y actividades económicas que pueden llevarnos más rápidamente a la conclusión de la Agenda 2030. Hay que acordar cuáles son las necesidades más importantes que tiene cada región donde el sector privado puede marcar la diferencia».