Se cumplen cuatro años de la aprobación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. El último Informe del Secretario General  de Naciones Unidas del pasado 8 de mayo, hace balance de los progresos realizados en este periodo y constata que es necesario un esfuerzo adicional. Destaca, entre otros aspectos, que las emisiones de gases de efecto invernadero están impulsando el cambio climático a un ritmo alarmante, y que todo ello requiere una respuesta integral e inmediata a través de medidas de adaptación y mitigación.

El Grupo Tragsa trabaja desde hace más de cuatro décadas  en la defensa del medio ambiente. Tanto Tragsa como su filial Tragsatec, se han convertido en las herramientas de referencia de las administraciones públicas para la puesta en práctica de sus políticas de protección medioambiental. En el último ejercicio hemos llevado a cabo más de 1.200 actuaciones relacionadas con el medio ambiente, que representan casi un tercio de nuestra actividad y cifra de negocio. La mayoría de ellas han ido encaminadas a la prevención y lucha contra incendios, la protección y restauración del medio, la conservación de la biodiversidad y los tratamientos selvícolas.

La propia naturaleza de nuestra actividad hace especialmente necesario gestionar la empresa con los parámetros más exigentes en sostenibilidad. Por ello nuestras actuaciones  se desarrollan conforme a un Sistema Integrado de Calidad y Gestión Ambiental, certificado según las normas ISO 9001 e ISO 14001. Además, nuestros principales centros de actividad están adheridos al Sistema Europeo de Gestión y Auditoría Medioambientales (registro EMAS). Estas acreditaciones aseguran que no sólo estamos involucrados en este compromiso los profesionales del Grupo, sino también nuestros colaboradores externos.

Desde el Grupo Tragsa nos hemos comprometido a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero alineando nuestra actividad con las directrices marcadas en el Acuerdo de París y los Objetivos de Desarrollo Sostenible, centrándonos especialmente en el ODS 13: “Acción por el Clima”.

En el último ejercicio hemos realizado un esfuerzo económico de casi 10 millones de euros para optimizar la gestión ambiental en nuestra actividad, alcanzando un grado de cumplimiento de nuestros objetivos ambientales del 92%, lo que se traduce en una disminución del 5% en el ratio de emisiones de CO2 (toneladas de CO2 por millón de euros de cifra de negocio).

Pero queremos ir un poco más allá. A través de nuestra reciente adhesión a la Plataforma Española de Acción Climática, promovida por el Ministerio para la Transición Ecológica, el Grupo ha adquirido el compromiso de reducir sus emisiones de CO2 para el año 2020 en más de un 11%, y hasta un 20% de cara al año 2030. Este objetivo toma como base la publicación de las emisiones que genera el Grupo en el Registro de la Huella de Carbono del Ministerio, una inscripción que ya ha sido renovada en 2019 por cuarto año consecutivo.

Asimismo, nos hemos convertido en la primera entidad pública de España adherida al Grupo Español de Crecimiento Verde,  fomentando las sinergias  entre empresa y administraciones públicas, y creando alianzas que favorezcan  la mitigación y adaptación al cambio climático y la descarbonización de la economía, dando cumplimiento al ODS 17

También formamos parte del  Pacto por una Economía Circular, iniciativa impulsada por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Ministerio de Economía y Empresa  con objeto de implicar a los principales agentes económicos y sociales de España en la transición hacia un este nuevo modelo económico.

La innovación constituye un pilar importante en nuestro compromiso con el medio ambiente. Desarrollamos proyectos de Investigación, desarrollo e innovación (I+D+i) enfocados, entre otros temas vinculados a nuestro objeto social,  al aprovechamiento energético de biomasa agrícola y forestal, favoreciendo una gestión forestal sostenible que haga viable la explotación de los montes públicos en entornos rurales, así como la disminución del riesgo de incendios forestales  y la reducción de emisiones de CO2.

Es evidente que ante el desafío que plantea el cambio global climático las alianzas estratégicas son imprescindibles. Por ello, como miembros del Pacto Mundial de Naciones Unidas y su Red Española, en este 4º Aniversario de la aprobación de los ODS, nos hemos sumado a las campañas #ODSéate, del Alto Comisionado para la Agenda 2030, y #aliadosdelosODS, de la Red Española del Pacto Mundial.

Desde la prudencia y la discreción que debe caracterizar a una entidad pública que tiene la condición de medio propio instrumental de las administraciones territoriales españolas queremos ser eficientes a la par que humildes, pero todo ello no nos resta empaque para, solidariamente y de forma comprometida, hacer un llamamiento implicado y participado  a las administraciones y empresas, al tejido económico y la sociedad,  para continuar, con todos ellos,  trabajando en estrategias que nos permitan avanzar conjuntamente en el cumplimiento de la Agenda 2030.

No es que nos juguemos mucho, nos lo jugamos todo… Todo lo nuestro y, lo que es éticamente inaceptable, todo lo de los que aún están por venir.

Jesús Casas Grande, Presidente del Grupo Tragsa