El ODS 8 está conectado con los Principios 1, 2, 3, 4, 5 y 6 del Pacto Mundial de Naciones Unidas.

“Promover el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos”

¿En qué consiste el Objetivo de Desarrollo Sostenible 8?

La proporción de la población mundial que vive en la pobreza extrema ha disminuido en los últimos años. Sin embargo, en 2018 un 8% de los trabajadores empleados de todo el mundo y sus familias vivían en la pobreza. Y a nivel internacional, alrededor de 24,9 millones de personas están sometidas a trabajo forzoso, es decir, a trabajar bajo amenazas o coacción. Trabajar no garantiza, por tanto, disfrutar de una vida digna, por lo que resulta fundamental impulsar empleos decentes que ayuden a las personas a salir de la pobreza y disminuyan las desigualdades.

La tasa mundial de desempleo se ha recuperado en los últimos años. En el año 2018, se situó en un 5% a nivel mundial, igualando el nivel anterior a la crisis económica de 2009. Sin embargo, aún existen grandes disparidades entre regiones, géneros y grupos de edad. En 2018, la tasa de desempleo juvenil fue del 12%, en comparación con el 4% entre los adultos. Una quinta parte de los jóvenes del mundo no se están formando ni tienen un empleo, por lo que no están adquiriendo competencias profesionales o educativas, lo que disminuye sus posibilidades de salir de la pobreza y progresar. Casi uno de cada tres jóvenes españoles no encuentra trabajo; lo que supone más del doble de la media europea, que es del 14,3%. Por otro lado, la tasa de desempleo entre adultos ha bajado casi al 14%, su nivel más bajo desde finales de 2008.

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), 2.000 millones de personas ocupan un empleo informal en todo el mundo. Estos empleos carecen de ingresos dignos, de protección social y de condiciones de trabajo decentes, causando además grandes pérdidas a la economía de un país en materia tributaria.

Cabe destacar que además sigue existiendo una notoria diferencia de género. La proporción de mujeres con empleo informal es mayor que la de hombres y en algunas regiones como Asia occidental y África septentrional, la tasa de desempleo de las mujeres en 2018 superó en más de 8 puntos porcentuales a la de los hombres. Además, cabe destacar que de las víctimas que sufren esclavitud moderna, el 71% son mujeres y niñas.

Respecto al crecimiento económico, el PIB real per cápita, que representa el nivel medio de vida, aumentó en todo el mundo en un 1,9% en 2017, en comparación con el 1,3% del año 2016. En los países menos adelantados también está creciendo el PIB real, sin embargo, a un ritmo no suficiente para alcanzar la meta marcada en 2030. Se necesitan políticas que promuevan la diversificación económica en estos países para garantizar la sostenibilidad a largo plazo y un crecimiento más inclusivo.

«El sector privado tiene un rol claro en la consecución de este Objetivo, ya que es un actor principal para el crecimiento económico y la creación de puestos de trabajo»

El ODS 8 pretende conseguir un crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible que beneficie a todas las personas por igual y no perjudique el medioambiente. Esto solo podrá conseguirse creando empleo decente para todas las personas, especialmente para mujeres, jóvenes y otros grupos en situación de vulnerabilidad, erradicando prácticas como el trabajo forzoso e infantil e impulsando el emprendimiento y la innovación tecnología. Solo así se conseguirá generar pleno empleo de calidad e incrementar el bienestar de la población.

El sector privado tiene un rol claro en la consecución de este Objetivo, ya que un actor principal para el crecimiento económico y la creación de puestos de trabajo. Así, las empresas deben garantizar condiciones dignas de empleo, tanto a sus trabajadores directos como a través de sus cadenas de suministro, erradicar prácticas que pongan en peligro los derechos laborales, fomentar la contratación de nueva mano de obra, especialmente entre grupos en situación de vulnerabilidad e incrementar la productividad económica, a través del impulso de la I+D+i, la tecnología y el emprendimiento. Según el estudio del Pacto Mundial, “Global Opportunity Report 2017, Your Guide to a World of Opportunities”, sobre oportunidades de negocio en el desarrollo sostenible, éste es el ODS que las empresas de todo el mundo identifican como el que más posibilidades de negocio les brinda.

¿Cómo pueden las empresas contribuir al ODS 8?

Todas las empresas pueden contribuir de diferentes maneras al ODS 8.

En el ámbito interno:

  • Garantizando condiciones laborales dignas a todos los empleados y proveedores de la empresa, tanto a nivel nacional como internacional, y asegurando la no discriminación en la contratación, remuneración, beneficios, capacitación y promoción.
  • Creando una cultura de derechos humanos en la empresa, a través de la implantación de los Principios Rectores sobre Empresas y Derechos Humanos de Naciones Unidas, para fomentar el derecho a un trabajo decente para todos sus trabajadores y los de su cadena de valor.
  • Llevando a cabo procesos de debida diligencia en derechos humanos en la empresa, evaluando los posibles impactos negativos a través de toda la cadena de valor, para prevenirlos, mitigarlos y remediarlos, con especial foco en la esclavitud moderna y el trabajo infantil.
  • Estableciendo políticas justas para la selección de proveedores y mejorando la inclusión económica en toda la cadena de suministro.
  • Formando e instruyendo al departamento de recursos humanos en el derecho a la no discriminación, para que las contrataciones en la empresa se produzcan sin tener en cuenta el género, la edad o cualquier otro tipo de característica personal.
  • Llevando a cabo medidas de diversidad en la empresa, proporcionando a las mujeres, jóvenes y grupos desfavorables la oportunidad de desarrollarse laboralmente de forma igualitaria.
  • Fomentando el empleo joven en la empresa a través de contrataciones y programas de prácticas, especialmente con jóvenes procedentes de entornos desfavorecidos, para promover el desarrollo social.
  • Garantizando contratos indefinidos y oportunidades de promoción y desarrollo profesional a los empleados, especialmente a jóvenes o personas con discapacidad.
  • Garantizando la libertad sindical y la negociación colectiva y promoviendo la adhesión de los trabajadores a sindicatos de trabajadores.
  • Contando con sistemas de gestión de salud y seguridad en todas las instalaciones de la empresa y requerirlos a proveedores, para disminuir los accidentes y enfermedades laborales en toda la cadena de valor.
  • Impulsando la economía y cultura local donde la empresa tenga operaciones, apoyando a pequeñas empresas locales y formando y contratando a personas en situación de vulnerabilidad.
  • Llevando a cabo una utilización eficiente de los recursos naturales en las actividades de la empresa, para disminuir el impacto medioambiental, potenciando un crecimiento económico sostenible.
  • Cumpliendo con las leyes y regulaciones tributarias en los países de operación, para fomentar su crecimiento económico.

En el ámbito externo:

  • Creando herramientas que apoyen la creación de trabajo decente, la innovación y el emprendimiento, por ejemplo, a través de plataformas online para compartir conocimiento y buenas prácticas entre empresas.
  • Utilizando las actividades de la empresa para fomentar el crecimiento económico sostenido, sostenible e inclusivo. Por ejemplo, una empresa del sector bancario a través de la expansión de microcréditos (ahorro, crédito y seguros) para los propietarios de pequeñas empresas, o una empresa de telecomunicaciones, creando vías de comunicación entre diferentes actores a nivel local para fomentar el crecimiento económico.
  • Ofreciendo becas a jóvenes y grupos vulnerables, con el objetivo de proporcionarles las habilidades, herramientas y conocimientos necesarios para encontrar empleo.
  • Fomentando la I+D+i, a través de programas específicos, por ejemplo, concursos y premios para jóvenes emprendedores o en materia de innovación.
  • Abriendo nuevos negocios y actividades en países emergentes bajo el prisma de la sostenibilidad, ofreciendo trabajos decentes y seguros a la población local, que les permitan progresar socialmente.
  • Contando buenas prácticas en workshops relacionadas con la generación de crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible y empleo decente.
  • Realizando proyectos de cooperación al desarrollo, enfocados en el crecimiento sostenible de economías locales, que permitan mejorar las condiciones de vida de miles de personas fuera de nuestras fronteras.
  • Creando alianzas público-privadas con ONG, universidades, sector público y otras empresas para realizar proyectos que contribuyan a un crecimiento económico sostenible.

Experiencias de nuestros socios

Algunas de las entidades socias del Pacto Mundial cuentan en primera persona casos de éxito con los que contribuyen a este ODS. Se pueden consultar en la plataforma online COMparte.

¿Cómo pueden medir las empresas su contribución al ODS 8?

Las empresas cuentan a su disposición con la guía SDG Compass, proyecto en común de Global Compact, WBCSD y Global Reporting Initiative. Esta guía contiene indicadores específicos para que las empresas puedan comprobar los avances en sus contribuciones a los diferentes Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Algunos ejemplos de indicadores relativos al ODS 8 son:

  • Promedio de horas de trabajo por semana, incluidas las horas extraordinarias.
  • Número total y tasas de nuevos empleados y rotación de los empleados por grupo de edad, sexo y región.
  • Número total de trabajadores permanentes frente a trabajadores temporales a lo largo de la cadena de valor.
  • Número de iniciativas para mejorar el acceso a servicios financieros para personas desfavorecidas.
  • Número de residentes locales empleados, incluido puestos de dirección.
  • Operaciones y proveedores con un riesgo significativo de incidentes en materia de trabajo infantil o forzoso.
  • Formación y oportunidades laborales que se ofrecen a los residentes locales.
  • Análisis de los salarios de todos los trabajadores de la empresa.
  • Cálculo del salario digno regional.

¿Qué herramientas tienen las empresas a su disposición para facilitar la contribución al ODS 8?

Las empresas cuentan con diferentes herramientas para guiar sus contribuciones a los ODS y más específicamente a este ODS.

  • SDG Compassguía que proporciona herramientas e información a las empresas para alinear sus estrategias, así como medir y gestionar su contribución a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.
  • Los Diez Principios del Pacto Mundial, en especial los Principios 3, 4 y 6 y la herramienta de elaboración del Informe de Progreso, con la cual reportar sobre esta información.
  • Guía de Implantación de los Principios Rectores sobre Empresas y Derechos Humanos de Naciones Unidas: herramienta que aporta conocimiento y formación, evalúa la situación actual en materia de derechos humanos e identifica principales riesgos e impactos. Además, incluye una identificación de riesgos específicos en relación con los derechos laborales.
  • Organización Internacional del Trabajo (OIT): única agencia tripartita de la ONU, la OIT reúne a gobiernos, empleadores y trabajadores a fin de establecer las normas del trabajo, formular políticas y elaborar programas promoviendo el trabajo decente de todos, mujeres y hombres.
  • Principios de Empoderamiento de la Mujeriniciativa conjunta del Pacto Mundial de Naciones Unidas y ONU Mujeres que ofrece orientaciones a las empresas sobre cómo empoderar a las mujeres en el lugar de trabajo, los mercados y la comunidad.
  • Derechos del niño y principios empresariales: principios elaborados por el Pacto Mundial de Naciones Unidas junto con UNICEF y Save the Children, que establecen las acciones empresariales para respetar y promover los derechos del niño, con incidencia en temas educativos.
  • ILO-IOE Child Labour Guidance Tool for Business: proporciona directrices sobre cómo hacer negocios respetando el derecho de los niños a no ser sometidos a trabajo infantil.
  • Business: It’s Time to Act: guía desarrollada como parte de la Plataforma de Acción del Trabajo Decente en las Cadenas Globales de Suministro del Pacto Mundial de Naciones Unidas, que ofrece una visión general de los pasos que las empresas pueden tomar para ayudar a eliminar la esclavitud moderna, al tiempo que destaca recursos clave, iniciativas y oportunidades de participación para apoyar la acción comercial.
  • Decent Work in Global Supply Chains: informe desarrollado por la Plataforma de Acción del Trabajo Decente en las Cadenas Globales de Suministro del Pacto Mundial de Naciones Unidas, que recoge desafíos y oportunidades clave que enfrentan las empresas en sus esfuerzos por desarrollar estrategias de adquisición más sostenibles. También ofrece ejemplos prácticos de las medidas adoptadas para combatir los problemas urgentes de derechos humanos en las cadenas de suministro y hace referencia a iniciativas y recursos para obtener más orientación sobre estos temas.
  • Business Call to Actioniniciativa promovida por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), que busca instar al sector privado a implementar modelos de negocio innovadores que combinen beneficio e impacto sobre el desarrollo.

Datos y cifras del ODS 8

Internacional:

  • En el año 2018, la tasa mundial de desempleo se situó en 5%, recuperándose finalmente de la crisis financiera de 2009.
  • En 2018, la productividad laboral aumentó en un 2,1% en todo el mundo, el mayor crecimiento anual desde el año 2010.
  • Según la OIT, para 2030 habrá una relación de 4 empleos creados por cada 1 perdido en las energías fósiles.
  • En los países menos adelantados y en los países en desarrollo sin litoral, al menos una cuarta parte de los trabajadores viven en la pobreza extrema a pesar de tener un empleo.
  • Los jóvenes empleados tienen más probabilidades de vivir en la pobreza, con una tasa de pobreza laboral que duplica la de los trabajadores adultos.
  • El salario medio por hora de los hombres es un 12% más alto que el de las mujeres.
  • En el mundo hay 5,4 víctimas de la esclavitud moderna por cada 1.000 personas.
  • 1 de cada 4 víctimas de la esclavitud moderna son niños o niñas.

Nacional:

  • El año 2019 la economía española presenta un ritmo de crecimiento y creación de empleo más moderado que el presentado en 2018, con ritmos de crecimiento del PIB y del empleo en el entorno del 2,5%.
  • La tasa de desempleo ha bajado al 14,45%, su nivel más bajo desde finales de 2008.
  • La tasa de paro para los jóvenes de 16 a 24 años ha bajado con respecto al 2018, y se sitúa en el 33,2%. Unos 500.000 jóvenes españoles, no encuentra trabajo lo que supone más del doble de la media europea, que es el 14,3%.

Metas del ODS 8

  • Mantener el crecimiento económico per cápita de conformidad con las circunstancias nacionales y, en particular, un crecimiento del producto interno bruto de al menos un 7% anual en los países menos adelantados.
  • Lograr niveles más elevados de productividad económica mediante la diversificación, la modernización tecnológica y la innovación. Centrando, entre otras cosas, la atención en sectores de mayor valor añadido y uso intensivo de mano de obra.
  • Promover políticas orientadas al desarrollo que apoyen las actividades productivas, la creación de empleo decente, el emprendimiento, la creatividad y la innovación, y alentar la oficialización y el crecimiento de las microempresas y las pequeñas y medianas empresas, entre otras cosas mediante el acceso a servicios financieros.
  • Mejorar progresivamente, para 2030, la producción y el consumo eficientes de los recursos mundiales y procurar desvincular el crecimiento económico de la degradación del medioambiente, de conformidad con el marco decenal de programas sobre modalidades sostenibles de consumo y producción, empezando por los países desarrollados
  • Para 2030, lograr el empleo pleno y productivo y garantizar un trabajo decente para todos los hombres y mujeres, incluidos los jóvenes y las personas con discapacidad, y la igualdad de remuneración por trabajo de igual valor.
  • Para 2020, reducir sustancialmente la proporción de jóvenes que no están empleados y no cursan estudios ni reciben capacitación.
  • Adoptar medidas inmediatas y eficaces para erradicar el trabajo forzoso, poner fin a las formas modernas de esclavitud y la trata de seres humanos y asegurar la prohibición y eliminación de las peores formas de trabajo infantil, incluidos el reclutamiento y la utilización de niños soldados, y, a más tardar en 2025, poner fin al trabajo infantil en todas sus formas.
  • Proteger los derechos laborales y promover un entorno de trabajo seguro y protegido para todos los trabajadores, incluidos los trabajadores migrantes, en particular las mujeres migrantes y las personas con empleos precarios.
  • Para 2030, elaborar y poner en práctica políticas encaminadas a promover un turismo sostenible que cree puestos de trabajo y promueva la cultura y los productos locales.
  • Fortalecer la capacidad de las instituciones financieras nacionales para alentar y ampliar el acceso a los servicios bancarios, financieros y de seguros para todos.
  • Aumentar el apoyo a la iniciativa de ayuda para el comercio en los países en desarrollo, en particular los países menos adelantados, incluso en el contexto del Marco Integrado Mejorado de Asistencia Técnica Relacionada con el Comercio para los Países Menos Adelantados.
  • Para 2020, desarrollar y poner en marcha una estrategia mundial para el empleo de los jóvenes y aplicar el Pacto Mundial para el Empleo de la Organización Internacional del Trabajo.

Periódicamente organismos nacionales e internacionales publican informes y reportes especializados de donde se han extraído los datos: