El Objetivo de Desarrollo Sostenible 17 está conectado con los principios: 1 y 2 del Pacto Mundial

“Fortalecer los medios de ejecución y revitalizar la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible”

¿En qué consiste el Objetivo de Desarrollo Sostenible 17?

Para lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible es fundamental llevar a cabo alianzas entre los diferentes actores del planeta; gobiernos, sector privado y sociedad civil y situar la nueva Agenda en el centro de las políticas y actuaciones de todos ellos. Estas alianzas deben construirse sobre los mismos principios y valores y tener objetivos comunes, aportando cada actor su experiencia y conocimientos para contribuir conjuntamente a la consecución de la nueva Agenda de desarrollo.

Fortalecer la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible, movilizando e intercambiando conocimientos, capacidad técnica, tecnología y recursos.

Para alcanzar los ODS, es necesario, además, adoptar medidas para movilizar y reorientar los recursos de todos los actores globales hacia el crecimiento de los países en desarrollo. Para ello, es necesario impulsar la cooperación internacional y un sistema de comercio universal más equitativo. Las continuas tensiones comerciales entre regiones han provocado que algunos países se hayan retirado de organismos e iniciativas multilaterales clave. Se necesita más que nunca una cooperación internacional sólida ya que solo a través de alianzas entre todos los actores y reorientando los recursos a las zonas más desfavorecidas se conseguirán alcanzar los Objetivos y metas de la nueva Agenda global.

La ayuda oficial al desarrollo alcanzó un total neto de 149.000 millones de dólares en 2018, un 2,7% menos que en 2017. Son las remesas personales de los trabajadores migrantes las que se están convirtiendo en la principal fuente de financiamiento externa de los países en desarrollo. La alta tasa de inmigración ha disparado el envío de dinero de los trabajadores a sus países de origen. Se prevé que las remesas a países con ingresos bajos y medios alcancen los 550.000 millones de dólares en 2019. España es uno de los países europeos que más remesas de dinero envía al extranjero. Por otro lado, el 32,6% de la población española colabora económicamente con organizaciones no gubernamentales.

Las tensiones comerciales que existen entre las principales economías mundiales afectan a productores y consumidores de todo el mundo, así como a negocios y mercados financieros. En 2017, los aranceles disminuyeron a un promedio de 2,2% en todo el mundo, con significativas diferencias entre regiones. Los aranceles de importación más altos en el año 2017 se aplicaron en el África subsahariana y en países en desarrollo, con un promedio de 7,1% y 7,8%, respectivamente, del valor de lo importado. Estos aranceles fueron muy superiores a los aplicados por países de altos ingresos y por el conjunto de las regiones en desarrollo, con un promedio de 1,2% y 3,7% respectivamente.

El ODS 17 pretende fortalecer la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible, movilizando e intercambiando conocimientos, capacidad técnica, tecnología y recursos financieros para alcanzar la Agenda en todos los países, en particular en los países en desarrollo y promover alianzas en las esferas pública, público-privada y de la sociedad civil, para contribuir al desarrollo sostenible de forma conjunta.

El sector privado tiene un rol claro en la consecución de este Objetivo, llevando a cabo alianzas con el sector público, la sociedad civil, las universidades, el mundo científico y otras empresas para realizar proyectos que contribuyan a alcanzar los ODS, alineando la nueva Agenda global con los objetivos de la compañía e invirtiendo una mayor cantidad de recursos en los países en desarrollo.

¿Cómo pueden las empresas contribuir al ODS 17?

Todas las empresas, independientemente de su sector, pueden tomar medidas para contribuir al ODS 17.

En el ámbito interno:

  • Alineando la estrategia de responsabilidad social o sostenibilidad de la empresa con los Objetivos de Desarrollo Sostenible e integrando los ODS en la cultura de la empresa.
  • Identificando aquellos Objetivos relacionados con el núcleo de negocio de la empresa, para trabajarlos prioritariamente.
  • Estableciendo una estrategia para desarrollar alianzas con otros actores.
  • Midiendo el progreso en la contribución a los ODS por parte de la empresa, incluyendo la dimensión de alianzas.
  • Incluyendo los ODS en la memoria de sostenibilidad o informe de progreso de la entidad, explicando las contribuciones de la empresa al desarrollo sostenible.
  • Fijando compromisos cuantificables y con límites en el tiempo alineados con los ODS.
  • Concienciando y formando a todos los departamentos y empleados de la empresa en los ODS, estableciendo unos valores comunes en toda la organización.
  • Fomentando la participación entre los empleados en la consecución de los ODS por parte de la empresa, a través de actividades de colaboración conjunta o abriendo un canal para la recepción de ideas.
  • Expandiendo el mensaje de los ODS fuera de la organización, entre los proveedores y entre el conjunto del sector empresarial y la ciudadanía.
  • Maximizando las contribuciones a los países en desarrollo en los que opere la empresa, por ejemplo, creando puestos de trabajo dignos y fomentando la transferencia de conocimientos, capacidad técnica y tecnología.
  • Siendo transparentes sobre las prácticas fiscales a través de la presentación de informes país por país.
  • Desarrollando acciones de voluntariado entre los empleados enfocadas en la contribución de los ODS.
  • Alineando las actividades de acción social o filantropía con la Agenda 2030.

En el ámbito externo:

  • Trazando alianzas público-privadas con sociedad civil, sector público, mundo académico y otras empresas para realizar proyectos de contribución a los ODS y fijar objetivos anuales.
  • Participando en programas conjuntos de desarrollo implementados por gobiernos nacionales y organizaciones internacionales que respondan a las necesidades e intereses de los países en los que se llevan a cabo.
  • Realizando proyectos de cooperación internacional conjuntamente con otros actores para impulsar el crecimiento de los países en desarrollo.
  • Colaborando con empresas del mismo sector para buscar innovación bajo criterios de sostenibilidad y formas de contribución específicas del sector a los ODS.
  • Impulsando asociaciones para desarrollar y compartir tecnología, conocimiento y modelos comerciales bajo criterios de sostenibilidad.
  • Ayudando al desarrollo de empresas locales e integrarlas en las cadenas de valor globales.
  • Desarrollando alianzas público-privadas para abordar los retos de la Industria 4.0 en clave de sostenibilidad.
  • Aportando su conocimiento y experiencia en los procesos de diseño de alianzas, políticas y marcos institucionales llevados a cabo por gobiernos nacionales y otras entidades públicas.
  • Creando herramientas e iniciativas de colaboración conjunta.
  • Participando en jornadas, eventos y workshops para compartir buenas prácticas en materia de ODS entre los diferentes actores.
  • Abriendo nuevos negocios y actividades en países en desarrollo bajo criterios de negocios inclusivos y la sostenibilidad, ofreciendo trabajos decentes y seguros a la población local, que les permitan progresar socialmente.
  • Llevando a cabo inversiones en países en desarrollo, expandiendo el negocio bajo criterios de sostenibilidad.
  • Realizando proyectos de cooperación al desarrollo conjuntamente con otros actores para contribuir a los ODS en los países en desarrollo.
  • Colaborando con empresas en todos los eslabones de la cadena de valor para compartir conocimientos y contribuir a la innovación, modernización y sostenibilidad.

Experiencias de nuestros socios

Algunas de las entidades socias de la Red Española del Pacto Mundial cuentan en primera persona casos de éxito con los que contribuyen a este ODS. Se pueden consultar a través de la plataforma online COMparte.

¿Cómo pueden medir las empresas su contribución al ODS 17?

Las empresas cuentan a su disposición con la guía SDG Compass, proyecto en común del Pacto Mundial de Naciones Unidas, WBCSD y Global Reporting Initiative. Esta guía contiene indicadores específicos para que las empresas puedan comprobar los avances en sus contribuciones a los diferentes Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Algunos ejemplos de indicadores relativos al ODS 17 son:

  • Alianzas multistakeholder alcanzadas y objetivos conseguidos.
  • Actividades de investigación, desarrollo y gasto destinado a la promoción del desarrollo sostenible.
  • Impactos económicos indirectos significativos, incluyendo el alcance de dichos impactos.
  • Número de proyectos de voluntariado y de cooperación al desarrollo realizados.
  • Número de voluntarios anuales.
  • Desglose de los gastos e inversiones destinados a la creación de alianzas con otros actores.
  • Cuantía de las inversiones realizadas a países en desarrollo con el fin de contribuir al desarrollo sostenible.

¿Qué herramientas tienen las empresas a su disposición para facilitar la contribución al ODS 17?

Las empresas cuentan con diferentes herramientas para guiar sus contribuciones a los ODS y más específicamente al ODS 8.

 Datos y cifras del ODS 17

  • La AOD alcanzó un total neto de 149 mil millones de dólares en 2018, un 2,7% menos en cifras reales que en el año 2017. Esta caída se debió, en gran medida, a una reducción de la ayuda por parte de países donantes para acoger refugiados.
  • La ayuda para proyectos, programas y asistencia técnica a nivel bilateral que representa más de la mitad del total neto de la AOD aumentó en un 1,3% en cifras reales desde el año 2017 al 2018.
  • Las contribuciones a organizaciones multilaterales, que representan alrededor de un tercio del total neto de la AOD, se mantuvieron estables en 2018 mientras que la ayuda humanitaria cayó un 8% en cifras reales.
  • En 2018, la AOD bilateral para los PMA cayó un 3% en cifras reales desde 2017.
  • Las remesas personales de trabajadores migrantes en el extranjero se están convirtiendo en la principal fuente de financiamiento externo en los países en desarrollo, a nivel mundial alcanzaron los 689 mil millones de dólares en el año 2018.
  • Se proyecta que las remesas a países con ingresos bajos y medios alcancen los 550 mil millones de dólares en 2019, lo que las convierte en la principal fuente de financiamiento externo en estos países.
  • En el primer trimestre del año 2019, el coste promedio para enviar 200 dólares era elevado, alrededor de un 7%. Esto representa más del doble de la meta de 3% establecida en los ODS para 2030.
  • En 2017, los aranceles ponderados en función de los intercambios comerciales disminuyeron a un promedio de 2,2% en todo el mundo. Sin embargo, se encontraron enormes diferencias a nivel regional.
  • Los aranceles de importación más altos en el año 2017 se aplicaron en África subsahariana y en países menos adelantados, con un promedio de 7,1% y 7,8%, respectivamente, del valor de lo importad. Estos aranceles fueron muy superiores a aquellos aplicados por países de altos ingresos (1,2%) y por el conjunto de las regiones en desarrollo (3,7%). Asia sudoriental tenía un arancel de importación del 1,7%, lo que indica la creciente apertura de la región al comercio internacional.
  • A fines del año 2018, más de la mitad de la población mundial (3,9 mil millones de personas) utilizaba Internet.
  • Más del 80% de las personas en países desarrollados tuvieron acceso a Internet en 2018, en comparación al 45% en países en desarrollo y a solo un 20% en países menos adelantados.

Metas del ODS 17

Finanzas

  • Fortalecer la movilización de recursos internos, incluso mediante la prestación de apoyo internacional a los países en desarrollo, con el fin de mejorar la capacidad nacional para recaudar ingresos fiscales y de otra índole.
  • Velar por que los países desarrollados cumplan plenamente sus compromisos en relación con la asistencia oficial para el desarrollo, incluido el compromiso de numerosos países desarrollados de alcanzar el objetivo de destinar el 0,7% del ingreso nacional bruto a la asistencia oficial para el desarrollo de los países en desarrollo y entre el 0,15% y el 0,20% del ingreso nacional bruto a la asistencia oficial para el desarrollo de los países menos adelantados; se alienta a los proveedores de asistencia oficial para el desarrollo a que consideren la posibilidad de fijar una meta para destinar al menos el 0,20% del ingreso nacional bruto a la asistencia oficial para el desarrollo de los países menos adelantados.
  • Movilizar recursos financieros adicionales de múltiples fuentes para los países en desarrollo.
  • Ayudar a los países en desarrollo a lograr la sostenibilidad de la deuda a largo plazo con políticas coordinadas orientadas a fomentar la financiación, el alivio y la reestructuración de la deuda, según proceda, y hacer frente a la deuda externa de los países pobres muy endeudados a fin de reducir el endeudamiento excesivo.
  • Adoptar y aplicar sistemas de promoción de las inversiones en favor de los países menos adelantados.

Tecnología

  • Mejorar la cooperación regional e internacional Norte-Sur, Sur-Sur y triangular en materia de ciencia, tecnología e innovación y el acceso a estas, y aumentar el intercambio de conocimientos en condiciones mutuamente convenidas, incluso mejorando la coordinación entre los mecanismos existentes, en particular a nivel de las Naciones Unidas, y mediante un mecanismo mundial de facilitación de la tecnología.
  • Promover el desarrollo de tecnologías ecológicamente racionales y su transferencia, divulgación y difusión a los países en desarrollo en condiciones favorables, incluso en condiciones concesionarias y preferenciales, según lo convenido de mutuo acuerdo.
  • Poner en pleno funcionamiento, a más tardar en 2017, el banco de tecnología y el mecanismo de apoyo a la creación de capacidad en materia de ciencia, tecnología e innovación para los países menos adelantados y aumentar la utilización de tecnologías instrumentales, en particular la tecnología de la información y las comunicaciones.

Creación de capacidad

  • Aumentar el apoyo internacional para realizar actividades de creación de capacidad eficaces y específicas en los países en desarrollo a fin de respaldar los planes nacionales de implementación de todos los Objetivos de Desarrollo Sostenible, incluso mediante la cooperación Norte-Sur, Sur-Sur y triangular.

Comercio

  • Promover un sistema de comercio multilateral universal, basado en normas, abierto, no discriminatorio y equitativo en el marco de la Organización Mundial del Comercio, incluso mediante la conclusión de las negociaciones en el marco del Programa de Doha para el Desarrollo.
  • Aumentar significativamente las exportaciones de los países en desarrollo, en particular con miras a duplicar la participación de los países menos adelantados en las exportaciones mundiales de aquí a 2020.
  • Lograr la consecución oportuna del acceso a los mercados libre de derechos y contingentes de manera duradera para todos los países menos adelantados, conforme a las decisiones de la Organización Mundial del Comercio, incluso velando por que las normas de origen preferenciales aplicables a las importaciones de los países menos adelantados sean transparentes y sencillas y contribuyan a facilitar el acceso a los mercados.

Cuestiones sistémicas

Coherencia normativa e institucional

  • Aumentar la estabilidad macroeconómica mundial, incluso mediante la coordinación y coherencia de las políticas.
  • Mejorar la coherencia de las políticas para el desarrollo sostenible.
  • Respetar el margen normativo y el liderazgo de cada país para establecer y aplicar políticas de erradicación de la pobreza y desarrollo sostenible.

Alianzas entre múltiples interesados

  • Mejorar la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible, complementada por alianzas entre múltiples interesados que movilicen e intercambien conocimientos, especialización, tecnología y recursos financieros, a fin de apoyar el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible en todos los países, particularmente los países en desarrollo.
  • Fomentar y promover la constitución de alianzas eficaces en las esferas pública, público-privada y de la sociedad civil, aprovechando la experiencia y las estrategias de obtención de recursos de las alianzas.

Datos, supervisión y rendición de cuentas

  • De aquí a 2020, mejorar el apoyo a la creación de capacidad prestado a los países en desarrollo, incluidos los países menos adelantados y los pequeños Estados insulares en desarrollo, para aumentar significativamente la disponibilidad de datos oportunos, fiables y de gran calidad desglosados por ingresos, sexo, edad, raza, origen étnico, estatus migratorio, discapacidad, ubicación geográfica y otras características pertinentes en los contextos nacionales.
  • De aquí a 2030, aprovechar las iniciativas existentes para elaborar indicadores que permitan medir los progresos en materia de desarrollo sostenible y complementen el producto interno bruto, y apoyar la creación de capacidad estadística en los países en desarrollo.

Periódicamente organismos nacionales e internacionales publican informes y reportes especializados de donde se han extraído los datos: