Esta mañana la Red Española del Pacto Mundial ha retransmitido una sesión online en abierto sobre “Liderazgo empresarial en la crisis de la COVID-19” cuyo propósito era hacer una aproximación a los retos y soluciones empresariales frente a la crisis provocada por la COVID-19.

La directora ejecutiva de la Red Española Cristina Sánchez ha sido la encargada de inaugurar esta sesión, destacando la necesidad de movilizar a todos los actores, y en especial a los líderes empresariales, para salir de la crisis tanto sanitaria como económica provocada por esta pandemia. En sus palabras, “las empresas se deben sentir parte de la solución, y las acciones que hagan las empresas se deben basar en los Diez Principios del Pacto Mundial”. Sánchez también ha hecho un recorrido por los informes y herramientas proporcionadas por los organismos de Naciones Unidas, incluyendo la nueva guía publicada por la Red Española sobre liderazgo en la COVID-19 en la que además se destacan 7 ámbitos de acción alineados con los Diez Principios que pueden activar los CEOs de cualquier organización. Asimismo, ha instado a las empresas a no dejar atrás su apuesta por el desarrollo sostenible: “ahora, más que nunca, se necesitan líderes que no solo se adapten al mundo, sino que también puedan contribuir a mejorarlo.”

La jornada ha contado con Joaquín Garralda, Profesor de Estrategia y Decano de Ordenación Académica de IE Business School, como keynote speaker. Durante su intervención, Garralda ha dado las pautas sobre cómo deben afrontar las empresas una crisis como ésta a nivel comunicativo, haciendo además un repaso sobre el tipo de acciones que se están llevando a cabo por el sector privado. Garralda también ha expuesto su opinión sobre los cambios que permanecerán una vez finalizado el periodo de la pandemia, entre los que ha destacado la inclinación de los inversores y accionistas por iniciativas y fondos socialmente responsables.

En la segunda parte de la sesión, se ha realizado un foro de expertas para debatir sobre cómo las empresas están desarrollando soluciones empresariales respecto a las consecuencias de la crisis bajo el nombre “Desafíos y experiencias corporativas”. La mesa, moderada por Vanesa Rodríguez, directora de comunicación y RRII de la Red Española y formada en su totalidad por mujeres, ha contado con la participación de Clara Arpa, CEO de Arpa Equipos Móviles de Campaña; Dulcinea Meijide, Directora de Desarrollo Sostenible de SUEZ Spain; Lidia del Pozo, Directora de Programas Sociales de BBVA; y Asun Soriano, CEO de ATREVIA.

Todas estas organizaciones, pertenecientes a diferentes ámbitos del sector privado, están llevando a cabo acciones para contribuir a la lucha contra el COVID-19 que van desde la protección de sus trabajadores, la creación de plataformas de información o la creación de nuevos productos de financiación hasta la reorientación de su actividad esencial para la fabricación de material sanitario. En todas ellas, además, se pone de relieve la importancia del trabajo en alianza con otros actores tanto del sector privado como de la administración pública y de la necesidad de una orientación hacia todos los stakeholders de la empresa, incluida la sociedad general.

Durante el debate se ha hablado también de la velocidad de recuperación ante la crisis económica. En este aspecto, la mitad de los asistentes considera que la recuperación será lenta (2-3 años), y un tercio augura que será rápida (1 año). Por su parte, las empresas participantes en este diálogo también han manifestado su opinión. Lidia del Pozo, de BBVA, ha declarado que “todo dependerá del sector empresarial y la zona geográfica en la que se encuentre y es posible que se produzca la desaparición de algunas empresas. Lo que debemos ofrecer para que esta recuperación se produzca cuanto antes es un sistema financiero más sostenible que garantice que los flujos de inversión se dirijan a donde más se necesita.” Por el lado de la pyme, Clara Arpa ha expresado su preocupación: “nos encontramos en un momento de profunda incertidumbre, no puedo afirmar qué camino seguiremos en el futuro. Lo que sí que pedimos desde las pequeñas y medianas empresas es que desde la administración pública se apoye al sector privado para que podamos mantener nuestras plantillas, seguir produciendo, adaptar nuestras empresas y reinventarnos.”

Otro de los temas importantes que se ha abordado ha sido es el impacto que tendrá la crisis en la inversión y el desarrollo de programas sobre desarrollo sostenible y Agenda 2030 dentro de las empresas. En este sentido, los ponentes y prácticamente todo el público de la jornada se han mostrado muy positivos. De hecho, el 72% de los asistentes opina que esta crisis repercutirá favorablemente en la inversión de las empresas en sostenibilidad. Por parte de Atrevia, Asunción Soriano ha declarado que “esta crisis nos va a cambiar como sociedad y el marco de los ODS tiene que ser nuestra guía. También nos va a servir para equilibrar el discurso sobre la riqueza, las personas y el planeta.” Algo que ha respaldado Dulcinea Meijide de Suez, insistiendo además en que “es imprescindible que la labor sea conjunta para dar una respuesta coordinada y efectiva, como establece el ODS 17”.

Finalmente, Vanesa Rodríguez ha clausurado la jornada resaltando tres conclusiones principales: la primera, relacionada con las personas, especialmente en lo que se refiere a su protección, educación y empleo; la segunda, sobre las finanzas como clave también para paliar los efectos de la pandemia, pero también para apoyar sectores de futuro; y por último la sostenibilidad como la tendencia de por dónde tiene que ir la regeneración del tejido empresarial para salir de la crisis.

Puedes seguir todos los contenidos relacionados con la pandemia en nuestro espacio web “Empresas y organizaciones unidas ante la COVID-19”.