Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo relativa a la justificación y comunicación de alegaciones medioambientales explícitas (Directiva sobre alegaciones ecológicas)

* En proceso de desarrollo. El Parlamento Europeo adoptó su posición sobre esta propuesta en marzo de 2024. La próxima ronda de negociaciones comenzará después de que se constituya el nuevo Parlamento de la UE tras las elecciones de junio de 2024. El Consejo de la UE también tendrá que adoptar su posición negociadora antes de que puedan iniciarse las llamadas negociaciones enre el Parlamento, la Comisión y el Consejo de la UE (trílogos).

Objetivo de la normativa

La Directiva de alegaciones medioambientales (Green Clains Directive) obligaría a las empresas a probar sus afirmaciones ecológicas antes de anunciar productos como «biodegradables», «menos contaminantes», «que utilizan menos agua» o que tienen «contenido bio». Los Estados miembros designarán a verificadores para preaprobar el uso de estos reclamos y proteger así a los compradores de la publicidad engañosa y ambigua.

Resumen de obligaciones para la empresa

El Parlamento Europeo plantea que las alegaciones, junto a las evidencias que las sustenten, sean examinadas en el plazo de treinta días. Los reclamos publicitarios y productos más sencillos podrían beneficiarse de una verificación más rápida y simple. Las microempresas quedarían exentas, mientras que las pymes tendrían un año adicional para cumplir con los requisitos. Las empresas incumplidoras podrían quedar temporalmente excluidas de licitaciones de contratación pública, perder sus ingresos y afrontar multas de al menos el 4% de sus ingresos anuales.

Quedará prohibida la publicidad basada en exclusiva en programas de compensación de las emisiones de carbono. Aun así, las empresas podrían mencionar sus programas de compensación y eliminación de emisiones de carbono en su publicidad si ya han reducido sus emisiones tanto como sea posible y utilizan estos programas únicamente para las emisiones residuales. Los programas relacionados con los créditos de carbono deben estar certificados y ser de gran integridad, como aquellos establecidos en el marco de la UE de certificación para absorciones de carbono.

Contiene compromisos públicos

Los Estados miembros deben fijar procedimientos para garantizar la verificación con anterioridad a la justificación y la comunicación de las alegaciones, con arreglo a los requisitos establecidos en la Directiva, por parte de un verificador que expida un certificado de conformidad que acredite que la declaración o la etiqueta cumple los requisitos. Según el informe, la verificación de las alegaciones medioambientales y los sistemas de etiquetado por parte de los verificadores debe completarse en un plazo de 30 días. Los Estados miembros deben velar por que el coste de la verificación y la certificación tenga en cuenta la complejidad de la alegación y el tamaño de las empresas que solicitan la verificación y la certificación.

Información adicional

La Comisión Europea debe establecer, mediante un acto delegado, un sistema de verificación simplificado que permita a las empresas beneficiarse de un procedimiento simplificado en el caso de determinadas alegaciones medioambientales. También debe presentar un informe sobre el uso de alegaciones medioambientales en productos que contengan sustancias tóxicas, valorando la necesidad de limitar o prohibir el uso de alegaciones medioambientales explícitas sobre tales productos. Las alegaciones de compensación y reducción de emisiones relacionadas con el clima que se basen en créditos de carbono solo pueden utilizarse para las emisiones residuales de una empresa a través de créditos de carbono certificados.

Documentos de directiva

Propuesta de Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo relativa a la justificación y comunicación de alegaciones medioambientales explícitas (Directiva sobre alegaciones ecológicas)

Documentos de directiva

Directiva contra el Greenwashing